¿Dejar de fumar para un diabético, es posible?

Quienes tienen diabetes y fuman están más propensos a padecer problemas con la dosificación de insulina para el control de la enfermedad. Pero también está claro que fumar no es algo que se deja de la noche a la mañana, así que, ¿Será que es posible dejar de fumar para un diabético?

Veamos

Está comprobado que mientras más fume un paciente, existe mayor probabilidad de sufrir complicaciones derivadas de la patología, como la mala circulación de sangre hacia las piernas y pies, causando pérdida de la sensibilidad, lesiones, infecciones e incluso amputaciones.

Ceguera, daños en los riñones, sistema digestivo, lesiones bucales, enfermedades de encías, afecciones en los nervios y mala coordinación son algunas de las consecuencias de no abandonar el cigarrillo cuando se es diabético.

Difícil, pero no imposible

Bien controlada, la enfermedad le permitirá llevar una vida igual a la de una persona normal; así que dejando el tabaco observará los cambios inmediatamente: se sentirá mejor y los niveles de azúcar en la sangre serán más fáciles de controlar.

Aunque se tenga la intención de abandonar el vicio, un estudio realizado por Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades Crónicas en Atlanta, Estados Unidos, comprobó que no es tan sencillo.

Los resultados de este trabajo revelaron que a pesar del esfuerzo por dejar de fumar, la población con diabetes que fuma cuenta con mayor prevalencia que la general.

Muertes a causa del tabaquismo

Si se quiere, es cuestión de motivación. Informarse podría influir en el objetivo del paciente, teniendo en cuenta que un diabético fumador afecta su salud al doble que una persona sana.

De hecho, hay cálculos que revelan que en un diagnosticado con diabetes, un cigarrillo equivale a seis que se fume alguien saludable.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud anualmente mueren 4 millones de personas debido al consumo de tabaco, muchísimas de ellas pacientes diabéticos.

Los grupos de apoyo respaldan en la meta, pero el compromiso real es del afectado y en él está cuidarse apartando el cigarrillo.

(Visited 9 times, 1 visits today)